La Transferencia de Vehículos es el ejemplo de gestión que recomendamos que haga un gestor profesional. No es especialmente compleja pero la cantidad de supuestos que se presentan, el pago correcto de impuestos y la documentación a presentar por el comprador y vendedor de un vehículo de ocasión nos pueden traer más de un dolor de cabeza. Recordemos que el cambio de titular no implica un cambio de matrícula.

Empezemos por los requisitos previos. La propia D.G.T. nos advierte de las condiciones a cumplir ANTES de la solicitud:

  1. Cancelar cualquier limitación de disposición que tuviera inscrita en el Registro de Bienes Muebles, salvo consentimiento expreso de la Financiera.
  2. Abonar las sanciones impuestas por infracciones de transportes anotadas en el Registro de Vehículos.
  3. Liquidar el Impuesto de Circulación del año anterior.

El vendedor debe solicitar un informe al Registro de Bienes Muebles para asegurarse de que no existe ninguna carga en vigor sobre el vehículo, expecialmente si se financió mediante préstamo, leasing o se optó por un renting. En estos casos lo habitual es que la entidad financiera impusiese una cláusula de reserva de dominio. Si existe la anotación de reserva de dominio pero ya se terminó de pagar la financiación debe solicitar un certificado a la entidad financiera para poder cancelar esta carga, requisito obligatorio para la transferencia de vehículos.

Como segunda condición previa se deben abonar las sanciones que puedan figurar en la base de datos de Tráfico sobre esa matrícula. Mediante un Informe de Matrícula solicitado al Registro de Vehículos de DGT podrá conocer si hay sanciones de transportes pendientes de pago y podrá cancelarlas.

La última condición que nos exigirá la Dirección General de Tráfico para poder realizar el trámite será la de presentar el último recibo de pago del Impuesto de Circulación del ejercicio anterior. Este impuesto se gestiona en cada ayuntamiento y no basta con tenerlo pagado sino que es obligatoria la presentación del recibo de pago.

Todos estos requisitos debe cumplirlos el vendedor pero, antes de hacer ningún pago a cuenta, el comprador también debe asegurarse de que se podrá hacer el cambio de titular y se cumplen todas las exigencias para la transferencia de vehículos.